Cosas a tener en cuenta cuando visitas un taller

22 enero, 2019
Cosas a tener en cuenta cuando visitas un taller

No mentimos cuando decimos que hay gremios que están mejor vistos que otros. Va según épocas. Ahora mismo los políticos, los periodistas o los sindicalistas no viven su mejor momento, sin embargo, hay unos que parecen que están siempre, los mecánicos de talleres. ¿Justo no justo? Es cierto que no todos, pero como en todas las cosas, por un garbanzo a veces se estropea el cocido. Este gremio tiene mala fama debido a un grupo reducido que utiliza algunos métodos que no compartimos y condenamos. A ese tipo de talleres nos referimos con este artículo y son los que queremos condenar. Aquí tienes algunos consejos.

Tienes que saber que hay una guía de reparaciones que indica el tiempo exacto para facturar en cada uno de los trabajos. Si tienes dudas, pídelo en la recepción del taller donde lleves tu coche. Cada reparación tiene asignado un tiempo específico según el fabricante. Y es que en el tiempo de facturación es una de las cosas que más suelen acudir a la picaresca. Sabiendo esto, quizás se lo piensen dos veces antes de intentar colártela.

Cuando miramos al cuadro de nuestro coche y vemos que algún testigo se enciende siempre nos llevamos las manos a la cabeza. Pero ojo, no todos los testigos del cuadro significan obligatoriamente reparaciones muy costosas. En primer lugar mira el testigo y revisa el manual de tu coche. En los coches más modernos un testigo puede significar simplemente que los neumáticos de tu coche han perdido presión y necesitan ser llenados. Esto te costará 0€ si lo haces tú mismo en una gasolinera, pero quizás si lo llevamos a un taller de mecánica, ellos nos pueden sacar algo que el coche no tiene. Mucho ojo con esto.

Buenos profesionales

Los que menos nos gustan son esos mecánicos que intentan reparar por adivinación en vez de hacer un diagnóstico. El típico que lleva un palillo en la boca y dice eso de “yo creo que…” ¿Cómo que ‘yo creo’? Seguro que te ha pasado esta situación cuando el mecánico te dice:  “Le hemos sustituido X y va un poco mejor, sin embargo es necesario cambiar Y).

Pero sin duda, donde más nos pueden hacer la pascua es cuando hacemos la visita por mantenimiento. El precio del mantenimiento de tu coche depende de su marca, modelo, kilómetros… Como siempre te recomendamos hacer el mejor mantenimiento para tu coche, así vas a conseguir que dure más tiempo y sea más seguro.

A veces llega el momento en que tu coche hace crack y no sabes por qué es. Si es cosa del motor, tendrás que decidir entre comprarte uno nuevo o, una buena idea, que es la que te recomendamos nosotros, busca un motor reconstruido, como el que puedes encontrar en Reconstruidos Mober. Pero recuerda que debe ser un taller especializado y contar con los útiles y recursos necesarios para este trabajo, sin embargo, cualquier taller mecánico con el distintivo de taller podría hacer el trabajo. Nunca confíe de un taller no autorizado, además por un mal montaje perdería cualquier tipo de garantía en el producto.

Busca y compara

Busca e infórmate sobre precios de diferentes talleres antes de decidirte por uno u otro, si tienes dudas. Asegúrate que el presupuesto previo que te ofrece el taller es cerrado, y que sólo realizarán otras modificaciones oportunas si te lo consultan previamente.

En España existen, con licencia, más de 40.000 talleres (al margen de los talleres ilegales). Cuando vayas a uno, no está de más que te asegures que tienen visible la placa de distintivo del taller de reparación: se trata de un indicador de legalidad compuesto por tres franjas desiguales. Con esto te vas a  asegurar que te harán factura para después poder reclamar. Una cosa muy importante y que siempre recomendamos es que se haga factura, porque aunque te puedes ahorrar el IVA, luego no podrás reclamar. Y si algo sale mal, tendrás que pedir una hoja de reclamaciones. Si no las tiene, esa empresa no da buena imagen y genera inseguridad en el cliente. Aquí tienes los mejores talleres de España.

Estos son algunos de los truquillos que puedes detectar que están haciendo en el taller alguna fechoría, nuestro consejo es que desconfíes y te plantees cambiar de taller. No te fíes de los que no cumplen las normas básicas. Porque en este gremio hay un montón de grandes profesionales, pero ya sabes que los que son malos, llaman más la atención. Así que infórmate y sobre todo, vete con seguridad, que no parece que vayas de pardillo.