España, we are different
Buscar

Cómo incorporar estrategias ecológicas en un hotel.

El ecologismo es un tema que nos llama la atención a todos hoy día, y sin duda, en los lugares en los que cada vez hace más hace falta aplicar estrategias ecológicas y ofrecer productos respetuosos con el medio ambiente son aquellos relacionados con el turismo, como es el caso de los hoteles.

Piénsalo: en un hotel entran, se alojan y salen un montón de personas cada día ¡con todos lo que esto conlleva! Gastos de agua, de energía, de productos y de mucho más.

Por ello, incorporar estrategias ecológicas en este tipo de establecimientos y en todos aquellos relacionados con el paso continuo de gente, es totalmente necesario. Y la realidad es que existen una gran cantidad de estrategias útiles aplicables a este sector, así que lo único que necesitamos para solucionarlo es el conocimiento de las mismas y la preocupación por aplicarlas en todo momento. Además, si incluimos estas estrategias en la normativa obligatoria de nuestro hotel, estaremos haciendo partícipes de este apoyo medioambiental a millones de personas ¿no es genial?

Para poder entender qué tipos de estrategias podemos llevar a cabo en un hotel para convertirlo en un espacio respetuoso con el medio ambiente, debemos dividir nuestra estrategia en 3 arcos: estrategias que ayudan a ahorrar energía, ofrecimiento de productos eco-amigables, y la incitación a la práctica de dichos hábitos y estrategias a los clientes del hotel.

Estrategias que nos ayudan a ahorrar recursos.

Implementar estrategias que nos ayuden a ahorrar energía durante el uso del hotel es primordial para convertirlo en un espacio respetuoso con el medio ambiente.

Las estrategias que basen sus intereses en preservar y cuidar el medio ambiente deben ir enfocadas en gran parte al ahorro de recursos y al ahorro de energía, y entre ellas encontramos las siguientes:

  • Implementar iluminación LED de bajo consumo.

Las luces LED consumen hasta un 80% menos energía que las bombillas tradicionales, y además tienen una vida útil mucho más larga. De esta forma, la iluminación LED no solo reduce el consumo de energía, sino que también disminuye los gastos de reemplazo y mantenimiento del sistema de iluminación al ser mucho más duraderos.

  • Usar sistemas de calefacción y refrigeración eficientes.

Optar por sistemas HVAC (calefacción, ventilación y aire acondicionado) de alta eficiencia energética puede reducir considerablemente el consumo de energía en el hotel. Asimismo, la implementación de termostatos programables y de sistemas de gestión de energía, también ayudará a optimizar el uso de estos sistemas, ajustando la temperatura según las necesidades específicas del edificio y según la época del año.

  • Fomentar el uso de fuentes de energía renovables.

La instalación de placas o paneles solares es una de las mejores para cuidar al medio ambiente, ya que esto nos permitirá generar electricidad y agua caliente sin tener que depender de fuentes de energía no renovables. Por otra parte, también se pueden explorar otras opciones como la energía eólica o la geotérmica, dependiendo de la ubicación y de las condiciones del hotel.

  • Instalar grifos y duchas de bajo flujo para reducir el consumo de agua caliente.

Instalar grifos y duchas de bajo flujo nos ayudará a reducir el consumo de agua caliente además de disminuir la cantidad de energía que necesitaríamos para calentar el agua. De igual forma, las válvulas de cierre automático y los aireadores son también una buena opción para mejorar aún más la eficiencia del uso del agua.

A través del ofrecimiento de productos ecológicos a los clientes.

La práctica de acciones ecológicas en el hotel también debe incluir toda acción que esté relacionada con los clientes, y la mejor forma de hacerles partícipes de forma indirecta es a través del ofrecimiento de los siguientes productos:

  • “Amenities” ecológicos, como jabones y champús biodegradables.

La opción que proponen los profesionales de Essensix de proporcionar a los clientes productos de cuidado personal biodegradables (como jabones y champús) es una de las mejores si queremos tener cuidar el medio ambiente en un hotel.

Estos productos están elaborados con ingredientes naturales y envases reciclables o compostables, y cumplen su cometido de la misma forma que lo hacen los tradicionales ¡solo que, además, cuidan al planeta!

  • Toallas y sábanas reutilizables.

La idea es informar a los huéspedes sobre la posibilidad de reutilizar toallas y sábanas durante su estancia, para así poder lograr reducir el uso continuo del lavado de ropa en la lavandería. Este pequeño gesto que podemos lograr todos nos ayudará a reducir el consumo de agua, energía y detergentes en todo el hotel.

  • Botellas de agua reutilizables en lugar de botellas de plástico desechables.

Se les ofrecerá a los huéspedes botellas de agua reutilizables o reciclables en lugar de botellas de plástico normales, instalando puntos de llenado de agua en diferentes partes del hotel para fomentar esta práctica entre los clientes.

  • Papel reciclado.

Emplear papel reciclado en todo el hotel, incluidas las zonas comunes, oficinas administrativas, menús de restaurantes, folletos informativos y material de marketing, es la mejor opción para poder contribuir de forma positiva a la reducción de la tala de árboles y al ahorro de recursos energéticos.

Animando a los clientes a seguir prácticas sostenibles.

Por último, la educación es la clave para concienciar a los demás, y a los clientes que opten por alojarse en nuestro hotel ecológico los podemos concienciar de muchas formas:

  • Brindándoles información sobre prácticas sostenibles.

Se pueden ofrecer guías y folletos en las habitaciones y zonas comunes a los clientes que expliquen las prácticas sostenibles del hotel y a su vez, recomienden actividades ecológicas que se pueden realizar en la zona, como el senderismo, las visitas a reservas naturales y la participación activa en diferentes proyectos de conservación natural.

  • Inspirándoles a reciclar.

Se colocan contenedores de reciclaje claramente etiquetados en las habitaciones y zonas comunes para facilitar la separación de residuos reciclables como papel, plástico, vidrio y metales. De esta forma, los clientes podrán reciclar de forma activa durante su visita.

  • Informándoles acerca del uso de transporte público y compartido.

Para ello se informará a los clientes acerca de las opciones de transporte público disponibles, así como de los servicios de transporte compartido y de alquiler de bicicletas, animando a los clientes a reducir el uso de coches propios en todo momento.

  • Ofreciéndoles talleres y charlas sobre sostenibilidad durante su estancia.

Por último, para continuar fomentando las prácticas ecológicas en los clientes del hotel, se pueden organizar eventos educativos sobre temas de sostenibilidad, como talleres de reciclaje, charlas sobre conservación de la biodiversidad y demostraciones de prácticas sostenibles que los huéspedes puedan implementar en su vida diaria.

Facebook
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Más comentados
Siguenos
Nuestra galeria
Scroll al inicio